¿Qué fue de la vida de César "Mágico" González?
¿Qué fue de la vida de César
FutVEPerfiles

¿Qué fue de la vida de César "Mágico" González?

ForoVinotinto
2016-02-26 11:43:20
%
q
:
5K

César “Mágico” González había fichado con el Deportivo Lara, tenía contrato con el Caracas, pero no se presentó con ningún club. Desapareció del contexto futbolístico y ni periodistas, ni futbolistas, ni directivos saben algo de él

Por Víctor Grao (@VictorGrao)

 

Había sido un semestre bueno para él. Luego de algunos inconvenientes extra futbolísticos, el Caracas FC le dio la mano derecha para una segunda oportunidad dentro de los terrenos de juego al ficharlo para la temporada 2013-14. Con más de 800 minutos en su haber durante la campaña en curso, César “Mágico” González había regresado al fútbol venezolano sin tener el pleno de sus condiciones, pero siendo regular en el club de la Cota 905.

Logró renovar hasta 2016, pero un acuerdo con el Deportivo Lara lo desvinculaba del equipo de los rojos del Ávila. Así se confirmaba. Todo estaba listo para que César –su nombre de pila– se trasladara a unos cientos de kilómetros al oeste del país para hacer vida en el recinto de Cabudare. El dinero había sido pagado y tenía un apartamento listo para habitar.

Nunca llegó. Jugadores, periodistas y directivos se preguntaban qué había pasado con “Mágico” González. ¿Desapareció? ¿Quién sabía de él? Tenía un contrato firmado con el Deportivo Lara, pero nunca entrenó con ellos, tampoco lo hizo en Caracas. Se había ido sin dejar rastros. Cual David Coperfield o Harry Potter. Hacía de su apodo todo un adjetivo para titular en los diarios, pero nadie hablaba de él.

El equipo capitalino donde militaba tuvo que devolverle el dinero al Deportivo Lara. La transacción no había prosperado.

El Caracas nunca logró comunicarse con él. Familiares del jugador comentaron que había salido del país. ¿Su destino? Panamá. A partir de esa salida, esa escapatoria por Maiquetía, César desapareció de los diarios, de los programas de televisión y de radio. Poco, muy poco se habló de su partida del fútbol venezolano, a pesar de haber jugado en las inferiores del Villarreal y en equipos de renombre en el plano nacional. Como un plus, había debutado en la Vinotinto, además de haber hecho todas las categorías inferiores de la selección (Sub 17 y Sub 20).

Era un jugador desequilibrante. Por su facilidad al driblar se ganó el apodo que mantuvo en su estadía en el fútbol criollo, donde debutó a los 17 años. A esa edad, logró convertir su primer gol contra Guaros de Lara. Era irreverente y ágil con el balón en sus pies, pero su indisciplina fuera del campo de juego le mermó su buena aptitud. 

Los rumores iban y venían. Nadie sabía con certeza de su partida del fútbol venezolano. Ni siquiera sus más allegados. Luis “Cariaco” González y Rómulo Otero eran sus mejores amigos en el Caracas FC. Hoy por hoy, ninguno de los dos sabe a ciencia cierta su paradero: “No sé nada de él. Ni me escribe, ni nada. Tanto Rómulo como yo hemos tratado de contactarlo, pero nada”, comenta “Cariaco”.

Luego de su partida a Panamá, se decía que volvió a Venezuela. Su destino sería Puerto Ordaz, lugar donde es oriundo. A pesar de no saberse con claridad, dicen que los rumores siempre tienen algo de cierto. Luis “Cariaco” González cuenta: “Se dice que está aquí, pero no tengo idea. Le he escrito para conversar y nada, no he dado con él. Yo no lo he visto, pero creemos que está en Puerto Ordaz”.

La escapatoria del “Mágico” fue rotunda. No volvió a pisar un campo de fútbol y ni sus amigos del acontecer futbolístico, o a quienes hacía llamar así, saben algo de él.

El agente

La mayoría de los futbolistas cuentan con un agente o un representante que gestiona su carrea, los orienta en la toma de decisiones y ayuda en la declaración a los medios. Es como un segundo entrenador, un padre para muchos. Así era la relación de César González con Antonio Urdaneta, mejor conocido como “Bachaco”.

Urdaneta es agente deportivo. Trabaja para la firma de Manenti Sports, una agencia deportiva con sede en Argentina y que cuenta con futbolistas de diversos países, pero que ha tenido su mayor auge en el país albiceleste y en Venezuela.

“Bachaco” era quien había logrado la incorporación del jugador al Caracas FC y fue un gran apoyo y consejero en sus momentos difíciles. También era quien gestionaba su pase al Deportivo Lara: “Mágico no llega a Lara porque el Caracas hizo una negociación a las espaldas nuestras, el club quiso beneficiarse en cuanto a la venta sin notificarle al chamo. De hecho, fue el Caracas quien le arregló el sueldo al jugador y eso no existe”, dice Urdaneta.

Una vez rompió el vínculo con ambos clubes, se desató otro inconveniente que el equipo capitalino no preveía: el jugador no quería desocupar el apartamento que le había sido asignado para que habitara mientras fuese ficha del cuadro rojo.

Era inminente: Mágico González estaba saliendo por la puerta trasera del fútbol venezolano. Cortó vínculos con sus amistades y también lo había hecho con Urdaneta, quien no conoce su paradero: “La última vez que supe de él estaba muy mal juntado. Dios no lo quiera, pero en cualquier momento podríamos tener malas noticias de él”.

A pesar de que el jugador le negó esta información a su ex representante, fotos lo revelaban pecador. Algunos periodistas de Puerto Ordaz confirmaron que el jugador había estado en malas andanzas en la región del sur de Venezuela. Uno de ellos, que prefirió no revelar su nombre, comentó que estaba metido en robo y hurto de vehículos, o que por lo menos eso era lo que se comentaba.

Con Urdaneta tampoco había un vínculo cercano. El jugador solía cambiar su número telefónico constantemente en su vida como futbolista y ahora más todavía. Poca esperanza daba saber que su propio ex agente cerraría su conversación con un “si logras hablar con él dile que me llame”.

Había que buscar, hurgar un poco más para poder comunicarse con quien fuese el jugador venezolano más talentoso que ha visto Antonio Urdaneta, según sus propias palabras. Un jugador que contaba con un buen sueldo en el fútbol, apartamento por parte del club y facilidades en su vida profesional.

Después de una semana sin respuestas ni nuevas averiguaciones, apareció una ex novia de César. Hace unos años que ya no estaban en una relación amorosa, pero que al menos podía dejar ciertos indicios de su paradero.

La señorita pidió no ser identificada con su nombre en par de ocasiones, pero accedió a la entrevista que comenzó al definir para ella quién era el Mágico como persona: “Es callado. Esa palabra lo describe totalmente. Pocas veces contaba cómo se sentía, no expresaba nada. Muy cerrado. Buen amigo, buen hijo, buen hermano y siempre humilde. Súper preocupado por su familia”, comentó.

No fue fácil el contacto con ella. Pidió una explicación de porqué todo esto y cómo había logrado dar con su nombre. Varios comentarios sobre el trabajo y algunos datos de las averiguaciones le hicieron entrar en mayor confianza.

Unos meses antes habían hablado por teléfono, pero ella no tenía su número. La había llamado de un número desconocido para conversar de su vida. Entre las cosas que mencionó es que el estar cerca de Jehová había hecho que estuviese alejado de las redes sociales y de las personas. La mayor parte del tiempo se la dedicaba a su Dios. No le daba abasto para todo.

Ahí la clave. César Mágico González había comenzado a asistir a una congregación de los testigos de Jehová cuando estaba en Caracas. Su manera de pensar cambió radicalmente. Poco a poco hizo que se apartara de su carrera como profesional porque su norte había dado un vuelco. Entre otras cosas, quería meterse más de lleno en la religión.

La sumatoria de la búsqueda de la fe espiritual, con la mala jugada del Caracas FC en su contrato con el Deportivo Lara, según Antonio Urdaneta, hizo que González se deprimiera. Ahí su vida dio un vuelco. Fue el punto de inflexión para que el famoso jugador diera un paso al costado del fútbol profesional con tan solo 24 años y bastantes comodidades.

Luego de dos años de haber  dejado el balompié, ¿qué es de la vida del Mágico? ¿Quién tendrá la razón? ¿Cuál será su paradero? ¿Estará buscando a la religión o poniendo su vida en peligro día a día con malas andanzas? César González no apareció. No quiere que se sepa nada de él. Deja pocos rastros de sus movimientos por el país y decidió apartarse del deporte de alta competencia.

El Mágico le hizo honor a su nombre. Las personas del medio futbolístico ya no hablan de él. Uno que otro aficionado le menciona de vez en cuando por redes sociales y algunos equipos le intentan fichar luego del retiro. ¿Volverá a jugar César González a nivel profesional? No se sabe. Tampoco si escogió la religión o el hurto como norte.

Lo único que queda por preguntar es… ¿dónde estás, Mágico?

 

*Texto publicado en La Pizarra del DT.

Ahora es
Tendencia
  • La CONMEBOL lució a partir de hoy un nuevo logo que representará al continente.
  • Leonardo Jardim, portugués nacido en Venezuela se tituló campeón con el AS Mónaco en la Ligue 1 francesa.
  • Tomás Rincón se tituló campeón de la Coppa Italia con la Juventus, al derrotar al Lazio 2-0 siendo el titular y jugó los 90 minutos.
  • Luis Manuel Seijas ya está entrenando con el club brasileño Chapecoense
  • Directivos del Caracas FC, Deportivo La Guaira y la UCV firmaron el acuerdo de arrendamiento del Olímpico hasta el 2019
  • Venezuela consiguió un importante triunfo ante Ecuador por la seugunda fecha del Hexagonal del Sudamericano Sub-20
  • Josef Martínez es fichado por el Atlanta United de Estados Unidos
  • Deportivo Anzoátegui jugará Primera Ronda de CONMEBOL Sudamericana ante Huracán de Argentina
  • Carabobo FC cayó por la mínima ante Junior de Barranquilla en la Ida de la Segunda Ronda de Libertadores
  • Caracas FC jugará ante el Cerro Porteño la Primera Ronda de la CONMEBOL Sudamericana 2017
  • Estudiantes de Caracas jugará ante Sol de América de Paraguay la CONMEBOL Sudamericana
  • La Copa Sudamericana cambió de nombre y de logo, ahora pasará a llamarse CONMEBOL Sudamericana